Lunes, 16 de Mayo de 2022

Atlantic Review of Economics 

            Revista Atlántica de Economía

Colegio de Economistas da Coruña
 INICIO > EAWP: Vols. 1 - 9 > EAWP: Volumen 3 [2004]Estadísticas/Statistics | Descargas/Downloads: 7583  | IMPRIMIR / PRINT
Volumen 3 Número 07: La Inversión en Tecnología: Una modelización del proceso de toma de decisiones de consumo.

Gregorio Giménez Esteban
Universidad de Zaragoza

Reference: Received 13rd May 2004; Published 22nd June 2004.
ISSN 1579-1475

Este Working Paper se encuentra recogido en DOAJ - Directory of Open Access Journals http://www.doaj.org/



 

Resumen

El presente trabajo pretende desarrollar un modelo que permita estudiar cuáles son los mecanismos económicos que determinan que los consumidores decidan adquirir una nueva tecnología que reemplace a una tecnología anterior que ya estaba siendo utilizada. La decisión de inversión obedecerá a un análisis coste-beneficio en el que influirán diversos factores analizados en el modelo expuesto. Estos son: el tiempo transcurrido entre periodo en el que se adquirió la tecnología que ya estaba siendo utilizada y el periodo en el que se oferta la nueva tecnología, la duración de la vida de la misma, la velocidad del proceso de innovación, el tipo de interés, los costes de adquisición de la nueva tecnología y los costes de aprendizaje de uso de ésta. Sobre la base de estos factores se realiza un análisis de estática comparativa que sirve para recomendar los instrumentos más idóneos de intervención en materia de política tecnológica.

Abstract

This paper develops a model that tries to explain which the economic mechanisms are that determines consumers´ decisions in order to acquire a new technology that replaces a former one. The investing decision is consequence of a profit cost analysis determined by several factor explained in the model. These are: the time lapsed between the period in which the old technology was acquired and the period in which the new technology is supplied, the durability of the new technology, the speed of the process of innovation, the interest rate, the price of the new technology and the cost of the using learning process. Considering these factors, a static comparative analysis is made and this is used to recommend the most helpful instruments to design the technological policy.


1.- Introducción


   Los trabajos que consideran a la tecnología como un factor clave en el crecimiento económico han proliferado en los últimos años. Entre ellos, se pueden destacar las aportaciones de Romer (1990), Grossman y Helpman (1991), o Aghion y Howitt (1992 y 1998).

   Jugando la tecnología tan importante papel en el crecimiento y la convergencia de los países será, pues, fundamental conocer en profundidad el proceso de toma de decisiones que lleva a la inversión en tecnología. Éste será el objetivo de este trabajo. En él se plantea un modelo microeconómico que trata de explicar el proceso de consumo de tecnología1. Así, en un primer apartado, se analizan cuáles son los factores determinantes del proceso de adquisición de nuevas tecnologías. Para ello, se deberán analizar los costes y beneficios derivados de las mismas.

   Los consumidores llevarán a cabo la compra de una innovación tecnológica si consiguen generar con ella unas ganancias netas positivas. En un segundo apartado, se investigará, a través de un análisis de estática comparativa, cómo influye cada uno de los factores contemplados en el proceso de toma de decisiones de inversión. Teniendo en cuenta los resultados obtenidos, se estudiarán, por último, cuáles son las vías de intervención que puede adoptar un gobierno para fomentar la adquisición de nuevas tecnologías. Las conclusiones del estudio se ofrecerán en un último apartado.


2.- Planteamiento del modelo


   Las innovaciones tecnológicas creadas pueden ser consumidas bien por los productores, que utilizan dicha tecnología asociada al bien de consumo como un input intermedio, o bien por consumidores de bienes finales. Para desarrollar este apartado, se va a plantear el caso de un empresario que utiliza un factor productivo -que posee una tecnología asociada- para fabricar unos determinados bienes o servicios.2

   Por ejemplo, podemos pensar en un economista que hace uso de un programa informático con el fin de gestionar la cartera de inversiones de sus clientes o en una empresa cuya actividad económica consiste en la realización de fotocopias y, para ello, adquiere una máquina fotocopiadora. Estos inputs intermedios llevan incorporada una tecnología específica. Además, se va a asumir que esta tecnología incorporada va evolucionando según un proceso de tipo incremental. Esto es, nos encontramos con que, en cada periodo, se ofertan en el mercado los mismos inputs productivos, pero éstos van incorporando diversas mejoras tecnológicas.3

   Este supuesto se traduciría, en el caso de los ejemplos planteados, en que van apareciendo nuevas versiones del programa informático que utiliza el economista y, también, nuevos modelos de fotocopiadora más sofisticados, que se encuentran a disposición de la empresa que realiza fotocopias. Dichas mejoras hacen que se produzcan incrementos en la productividad de los usuarios de la tecnología. Si se opta por comprar el programa o la fotocopiadora que incorporan las mejoras técnicas, aumentarán los beneficios de los empresarios, bien porque se puede producir más output y de mejor calidad, bien porque se reducen los costes coligados al proceso de producción, o bien por ambas razones.

   Supongamos que, al empresario, se le ofrece adquirir, en cada periodo, una nueva versión del input utilizado en el proceso productivo. Esta versión reunirá una serie de mejoras tecnológicas que harán incrementar los beneficios obtenidos en cada periodo. En este apartado, se va a presentar un modelo que trata de explicar cómo el productor adopta la decisión de adquirir la nueva tecnología incorporada.

   En primer lugar, hay que considerar que, para poner en marcha su negocio, en el periodo 0, el empresario deberá adquirir una tecnología A0 que le supondrá un coste C0. Además, tendrá que aprender a utilizar esa tecnología, lo que conllevará incurrir en unos costes de aprendizaje -que incluyen el tiempo, esfuerzo y dinero invertidos- iguales a Ap0. En Dosi et al. (1986) se puede encontrar una modelización de este proceso de aprendizaje. Esta tecnología, le permitirá obtener unos beneficios de B0 unidades monetarias en cada periodo en el que la utilice. En el esquema 1 se incluye una síntesis de los expuesto al objeto de facilitar su seguimiento.

   ¿Qué es lo que ocurrirá en el siguiente periodo, 1?. Al empresario se le ofrece adquirir una nueva tecnología A1, más desarrollada, que lleva incorporada la tecnología del periodo anterior, y por la que debe pagar C1 unidades monetarias. Además, para adaptarse a la nueva tecnología, deberá incurrir en unos costes de aprendizaje iguales a Ap1. Esta innovación le va a permitir obtener unos mayores beneficios. Para simplificar, se va a considerar que, cada vez que se adquiere una nueva tecnología, se obtienen unos beneficios adicionales iguales a los iniciales, esto es, B0. Así, si se comprara la nueva tecnología, A1, se obtendrían unos beneficios B1 = 2×B0. Esto equivale a asumir que las mejoras tecnológicas incrementales que se van incorporando son de la misma magnitud, esto es, que cada nueva innovación tiene una importancia similar a la anterior, e incorpora adelantos que permiten obtener unos incrementos en los beneficios idénticos a los aumentos que acarreaba la adopción de tecnologías anteriores.

   Supongamos que el empresario decide no adoptar la nueva tecnología ofertada en el periodo 1. De manera que se seguiría utilizando la tecnología del periodo anterior, esto es, A0. Así, el empresario no debería incurrir en ningún coste, puesto que ya conoce el manejo de esta tecnología y la sabe utilizar. Los beneficios que podría obtener en el periodo 1 utilizando la tecnología, A0, serían iguales a los del periodo inicial, B0.

   Veamos qué ocurre cuando llegamos al segundo periodo, 2, con la tecnología A0. En este periodo, se ofrece una tecnología A2 que incluye los avances técnicos de A1 y A0. Esta tecnología lleva asociados unos costes de compra C2 y de aprendizaje Ap = Ap2 + Ap1. Como se ve, estos costes de aprendizaje son de tipo incremental. Esto quiere decir que, en el momento de adoptar una nueva tecnología, incorporamos las mejoras tecnológicas anteriores, en este caso A1, que también deberemos aprender a manejar.


Esquema 1. La adquisición de tecnología



   Partiendo de esta base, supongamos que se llega a un periodo n con una tecnología que había sido adoptada en un periodo anterior m. En n el empresario se plantea adquirir la tecnología An. Por ella se pagarían unos costes de adquisición iguales a Cn y se incurriría en unos costes de aprendizaje. Estos costes se deberían a la necesidad de renovar los conocimientos desde el último periodo en el que se actualizaron, m, de forma que se aprendiera a utilizar las mejoras que, en cada periodo, hubieran tenido lugar, desde entonces. El incremento en los beneficios que se conseguiría en cada periodo con la adopción de la nueva tecnología, An, se podría cuantificar mediante el siguiente sumatorio: . Éste incluye todos los beneficios adicionales que se obtendrían como consecuencia de la adopción de la tecnología que lleva incorporada todos los avances técnicos desarrollados desde m, periodo en el que se realizó la última adquisición de tecnología.

  Por tanto, si se adopta la tecnología ofertada, en el periodo n, se tendrán unos beneficios netos adicionales de:

   A partir del periodo n-ésimo, y con la tecnología, An, en cualquier periodo n+k, los beneficios totales que se obtendrán serán iguales a:

   Sin embargo, no parece razonable asumir que la tecnología utilizada tenga un periodo de vida ilimitado. Esto es debido al propio desgaste material de los bienes y a la falta de suministros y personal encargado del mantenimiento de las innovaciones, como podría suceder en el caso de la fotocopiadora.

   También se podría plantear que los bienes o servicios que se pueden producir con una determinada tecnología dejan de ser atractivos para los consumidores; como, por ejemplo, en el caso de que el programa informático usado por el economista no se adapte a las reformas fiscales y a las novedades en la oferta de productos financieros. Teniendo en cuenta todo esto, se va a considerar que la tecnología que se adopte en el periodo n tiene una vida útil limitada de T periodos. Transcurrido ese tiempo, la tecnología quedará obsoleta y no podrá ser utilizada.

   Teniendo en cuenta todos los factores contemplados, ya se está en disposición de plantear si al empresario le resulta conveniente adoptar la nueva tecnología creada en el periodo n-ésimo. La adoptará si se cumple la siguiente condición:

   Esto es, si la suma de la totalidad de los beneficios anuales adicionales, actualizados, debidos a la adquisición de la tecnología, y generados durante la vida útil de la misma, es superior a la suma del valor de sus costes de adquisición y de los costes de aprendizaje, derivados de aprender a usarla.

   Las ganancias adicionales, , se obtendrán anualmente hasta que se acabe la vida útil de la invención en el periodo T. Habrá que tener en cuenta que estas ganancias anuales adicionales deberán ser actualizadas según el tipo de interés, r.4

   Expresando la desigualdad anterior en tiempo continuo, se tendrá:

   Y, como Bit y Api son iguales en cada periodo, esto es Bit=B y Api=Ap, podremos rescribir la expresión como:

   Con el fin de profundizar en el modelo, van a plantearse dos supuestos adicionales. El primero de ellos consiste en asumir que, en cada periodo, la nueva tecnología incorpora, cada vez, más novedades. Es lo que podemos denominar velocidad del proceso de innovación.5 Así, la tecnología aumentará de un modo exponencial, lo que puede deberse a las externalidades positivas que genera la tecnología ya existente.6 Los avances técnicos, crecientes, se traducirán en una mayor productividad, de manera que, los beneficios que se podrán conseguir en cada periodo serán cada vez de mayores. De esta forma, se considerará que los incrementos en los beneficios debidos a las mejoras en la tecnología vienen determinados por un parámetro

   Ahora bien, este supuesto también implica que, al ser la tecnología cada vez más compleja, y más productiva, también será más difícil de utilizar, de modo que aumentarán los costes de aprendizaje. Se supondrá que estos se incrementarán de la misma manera que los beneficios, según el valor de

   El segundo supuesto a plantear es que los beneficios anuales que brinda la incorporación de la nueva tecnología, una vez adquirida, se reducen de periodo en periodo, debido a la obsolescencia de la misma por la aparición de tecnologías sustitutivas que ofrecen nuevas alternativas a los consumidores. La merma en los beneficios que se produzca en cada periodo de vida de la tecnología incorporada vendrá dada por el mismo parámetro que determina la evolución de las mejoras tecnológicas, esto es,

   En síntesis, cada periodo transcurrido, el empresario puede adquirir una tecnología cada vez más sofisticada que le permite conseguir mayores beneficios, si bien los costes de aprendizaje serán también mayores. Además, el empresario sabe que, a partir del momento en el que adquiere una nueva tecnología, los beneficios anuales que ésta le reporta van decreciendo, debido al factor de obsolescencia provocado por la propia velocidad de innovación.

   Adoptando estos supuestos, tendremos que al empresario le interesará adquirir una nueva tecnología, An en el periodo n si:

   Esto es, al empresario le interesará adquirir la tecnología si la suma de todos los beneficios anuales adicionales, actualizados, debidos a la adquisición de la tecnología, y generados durante la vida útil de la misma, es superior a la suma del valor de sus costes de adquisición y de los costes de aprendizaje, derivados de aprender a usarla; teniendo en cuenta que, cada periodo, la tecnología incorpora mayores avances y permite obtener mayores beneficios -aunque costará más aprender a utilizarla- y que, además, está sujeta a obsolescencia.

   Para que sea más cómodo trabajar con la expresión (6), se va a proceder a expresar los costes de adquisición de la innovación y los costes de aprendizaje de uso en función de los beneficios:

   De forma que, a partir de (7), podemos rescribir la ecuación (6) como:


   Resolviendo la expresión (9), se obtiene que al empresario le interesará adoptar la nueva tecnología ofrecida en el mercado si las ganancias netas obtenidas de la inversión en tecnología, G, son mayores que cero. Lo que sucederá si sólo si:


   Y, como para que el negocio sea viable se tiene que cumplir que B>0, se tendrá que se invertirá en tecnología si sólo si:


  Además, el empresario tendrá tantos más incentivos a invertir en la nueva tecnología cuanto mayor sea el valor de G.


3. Estática comparativa y diseño de la política de innovación tecnológica

  
   En este apartado, se analizará cómo afectan a las ganancias netas derivadas de la inversión en tecnología cambios en los periodos de adopción de la tecnología, en la vida de la misma, en el tipo de interés, en la velocidad de cambio tecnológico, en la cuantía de los costes de adquisición de la tecnología y en los costes de aprendizaje de utilización. Sobre esta base, se comentarán los posibles instrumentos de política económica derivados del modelo.

   Para estudiar todos los efectos señalados se contará con que:



   Esto es, se supone que existe un periodo de tiempo (n) en el que se adquiere una determinada tecnología que puede sustituir a otra comprada en un periodo anterior (m); el tipo de interés (r) es positivo; la tecnología posee un periodo de vida útil (T); las innovaciones tecnológicas cada vez incorporan mayores avances lo que hace que los beneficios que reportan y los costes de aprendizaje sean crecientes, además de producir una obsolescencia de las invenciones producidas; finalmente, la tecnología lleva aparejados unos costes de adquisición y otros de aprendizaje de utilización Todos estos supuestos responden a lo que ya ha sido planteado en el modelo.

   A) En primer lugar, se va a proceder a analizar cómo afectarán a los incentivos a invertir en innovación variaciones en el periodo en el que se adquirió la tecnología con la que el empresario está trabajando en el momento de plantearse comprar una nueva, esto es, cambios en el parámetro m. Para ello hay que realizar la derivada de G con respecto a m.




   El signo de esta derivada es indeterminado, y dependerá de los valores concretos que adopten el resto de los parámetros. Esto es debido a que, cuanto más tiempo transcurre entre los periodos de adquisición de tecnología, mayores serán los incrementos en los beneficios obtenidos al cambiarla; pero, a cambio, mayor será el esfuerzo de aprendizaje que habrá que desarrollar para asimilar la nueva tecnología. Si los costes de aprendizaje no son muy elevados, será lógico pensar que prevalecerá el primer efecto, esto es, cuanto más tiempo tenga la tecnología que el empresario ya estaba utilizando, mayores serán las ganancias netas derivadas de la adquisición de la nueva.

   B) Variaciones en el periodo en el que se oferta la nueva tecnología, n.


   El signo de esta derivada es indeterminado, exactamente por los mismos motivos que han sido explicados en el apartado anterior. En esta ocasión, si los costes de aprendizaje no son muy elevados, cuanto más tarde se adquiera la nueva tecnología, mayores serán las ganancias netas que ésta reportará.

   C) Cambios en la duración de la vida de la tecnología, T.


   Teniendo en cuenta las restricciones impuestas a los parámetros, en general, al incrementarse el periodo de vida de la nueva tecnología adquirida, aumentará la cifra de ganancias netas, debido al mayor valor de la corriente actualizada de beneficios futuros.

   D) Cambios en la velocidad del proceso de innovación,



   El efecto es indeterminado y depende del valor de los parámetros, ya que, aunque al incorporar cada vez mayores innovaciones, las nuevas adquisiciones de tecnología hacen que aumenten los beneficios que se pueden obtener por la incorporación de las mismas al proceso productivo, también será más difícil aprender a manejar estas innovaciones tecnológicas. Además, habrá que tener en cuenta que el efecto derivado de la obsolescencia de la tecnología provoca que disminuya la corriente actualizada de beneficios a lo largo del periodo de vida de ésta.

   E) Cambios en el tipo de interés, r.



   Cuando aumenta el tipo de interés, las ganancias netas se hacen menores, debido a que se reduce el valor actual de la corriente de beneficios futuros.

   G) Cambios en la cuantía de los costes de adquisición de la tecnología,



  Lógicamente, un aumento en los costes de adquisición, se traducirá en una reducción de las ganancias netas.

   H) Cambios en la cuantía de los costes de aprendizaje del uso de la tecnología,



   Así, un incremento en los costes de aprendizaje de uso de la nueva tecnología provocará una reducción de las ganancias netas.7

   De esta forma, se comprueba cómo, de los factores analizados, la duración de la vida de la tecnología (T) ejerce un efecto positivo sobre las ganancias netas derivadas de adquirir una innovación; el tipo de interés (r), los costes de adquisición y los costes de aprendizaje tienen un efecto negativo sobre dichas ganancias; los demás factores, ejercen un efecto indeterminado.

   A partir de los efectos anteriores, se pueden diseñar las posibles medidas de actuación en materia de política de innovación tecnológica.

   Muchos son los argumentos esgrimidos a favor de la utilización de políticas de innovación tecnológica con el fin de conseguir el crecimiento sostenido de las economías. Como ya se ha señalado, numerosos modelos teóricos conceden una importancia capital a la tecnología, como elemento que contribuye sustancialmente al desarrollo e incluso lo determina. Partiendo de esta base, vamos a suponer que el gobierno de un país quiere incentivar las inversiones en la adquisición de nuevas tecnologías por parte de los empresarios.

   Para ello, y siguiendo el modelo explicado, se debería tratar de conseguir que las ganancias netas derivadas de la inversión en nueva tecnología fueran positivas; esto es, que G, fuera mayor que cero. Con este propósito, se pueden plantear una serie de medidas de política económica. A la vista de los parámetros que influyen en la decisión de invertir en tecnología, las medidas de política económica más viables y certeras pasarían por actuar sobre el tipo de interés y los costes de adquisición y aprendizaje de uso de los avances tecnológicos. Estas medidas de intervención se recogen en el esquema 2.

   En cuanto al periodo de vida de la tecnología y la velocidad del proceso de innovación son variables sobre las que influyen numerosos factores que no son estrictamente económicos. Por otro lado, los periodos de adquisición de la tecnología, son consecuencia de las políticas aplicadas, y no variables de intervención.

Esquema 2. La política de innovación tecnológica


   Medidas que conlleven disminuciones en tipos de interés (r), en los costes de adquisición o en los de aprendizaje redundarán en incentivar la adquisición de nueva tecnología.


4.- Conclusiones

   En esta exposición, se ha planteado un modelo que permita estudiar cuáles son los mecanismos que determinan que los consumidores decidan adquirir una nueva tecnología que reemplace a una tecnología anterior que ya estaba siendo utilizada. Dicha adquisición conllevará unos costes y unos beneficios. La decisión final dependerá de que la inversión en la nueva tecnología conlleve unas ganancias netas positivas. Estas ganancias van a depender, según el modelo planteado, del periodo en el que se adquirió la tecnología que se estaba utilizando en el momento de plantearse comprar una nueva, del periodo en el que se oferta la nueva tecnología, de la duración de la vida de la misma, de la velocidad del proceso de innovación, del tipo de interés, de los costes de adquisición de la tecnología y de los costes de aprendizaje de uso de ésta.

   Interesará adquirir la tecnología si la suma de todos los beneficios anuales adicionales, actualizados, debidos a la adquisición de la tecnología, y generados durante la vida útil de la misma, es superior a la suma del valor de sus costes de adquisición y de los costes de aprendizaje, derivados de aprender a usarla; teniendo en cuenta que, cada periodo, la tecnología incorpora mayores avances y permite obtener mayores beneficios -aunque costará más aprender a utilizarla- y que, además, está sujeta a obsolescencia.

   En un apartado de estática comparativa, se comprueba cómo, de los factores analizados, sólo la duración de la vida de la tecnología, el tipo de interés, los costes de adquisición y los costes de aprendizaje tienen un efecto definido sobre las ganancias netas -positivo en el primero de los casos y negativo en el resto- y, por tanto, sobre la decisión de inversión.

   Sobre esta base, se han analizado cuáles serían las políticas económicas más idóneas que debería adoptar un gobierno que pretendiera fomentar la inversión en la adquisición de nuevas tecnologías. Estas políticas pasarían por actuar reduciendo los tipos de interés o actuando sobre los costes de adquisición y de aprendizaje de uso de dichas tecnologías.

 

Notas a pié de página

1 Se puede encontrar una amplia revisión de la literatura sobre innovación y cambio técnico en Freeman (1982) y Dosi el al. (1988) En cuanto a los trabajos existentes sobre la difusión de nueva tecnología entre usuarios potenciales se pueden destacar los de Mansfield (1968) , Mansfield et al. (1971 y 1977), que se centran en la difusión de nueva tecnología en la industria, y Dosi (1991), que tiene un carácter más general.
2 Los resultados obtenidos a través del modelo serían exactamente los mismos si consideráramos el caso de un consumidor de bienes finales que obtiene una determinada utilidad derivada del uso de la nueva tecnología.
3 Este proceso es similar al proceso de creación destructiva schumpeteriano. Trabajos basados en este concepto son los ya citados de Grossman y Helpman (1991) y Aghion y Howitt (1992 y 1998).
4 Obsérvese que ni cada sumando de se encuentran actualizados, ya que los beneficios y costes adicionales que reportan las innovaciones que incorpora la nueva tecnología se producirán durante el periodo n-ésimo o a partir de éste, en cuyo caso, ya se contempla un factor de actualización.
5 Concepto asimilable al de una tasa de crecimiento tecnológico, ya recogido en otros trabajos, entre los más conocidos el de Mankiw, Romer y Weil (1992).
6 Weitzman (1998) ofrece un análisis de cómo las nuevas ideas se pueden producir a través de la combinación de ideas ya desarrolladas. En Stoneman (1995) se aporta evidencia adicional sobre la importancia que los procesos acumulativos de aprendizaje tienen sobre los avances científicos y técnicos.
7 El valor de los costes de adquisición y de aprendizaje de uso son dos elementos fundamentales cuando un empresario se plantea la decisión de comprar una nueva tecnología. El coste de adquisición es un dato inmediato con el que cuenta el consumidor de tecnología. En cuanto al coste del aprendizaje, el empresario también dispondrá de información, ya que ya ha usado este tipo de tecnología otras veces y este coste se supone, inicialmente, constante para cada innovación periódica. Un ejercicio interesante consistirá, pues, en hallar los valores de l1 y l2 que, supuesto un valor dado del resto de parámetros, hacen que sea rentable adquirir una nueva tecnología. Los obtenemos a partir de la expresión (11):



References


Aghion, P. y P. Howitt, (1992), "A model of growth through creative destruction", Econometrica, 60(2), 323-351, marzo.

Aghion, P. y P. Howitt, (1998), Endogenous growth theory, Cambridge, MA: MIT Press.

Dosi, G. (1991), "The research of innovation diffusion: An assessment" en Diffusion of technologies and social behaviour Nebojsa Nakicenovic y Arnulf Grübler (eds.), p. 179-208, Springler-Verlag.

Dosi, G., C. Freeman, R. Nelson, G. Silverberg y L. Soete (eds.) (1988), Technical change and economic theory, Londres: Pinter Publishers.

Freeman, C. (1982), The economics of industrial innovation, Londres: Penguin.

Grossman, G. y E. Helpman (1991), Innovation and growth in the global economy, Cambridge, MA: MIT Press.

Mankiw, N., D. Romer, y D. Weil (1992), "A contribution to the empirics of economic growth", Quarterly Journal of Economics, 107(2), 407-437, mayo.

Mansfield, E. (1968), Industrial research and technological innovation: An econometric analysis, W. W. Norton, Nueva York.

Mansfield, E., J. Rapoport, A. Romeo, E. Villani, S. Wagner y F. Husic (1977), The production and application of new industrial technology, Nueva York: W. W. Norton.

Mansfield, E., M. Schwartz y S. Wagner (1971), Research and development in the modern corporation, Nueva York: W. W. Norton.

Romer, P. (1990), "Endogenous technological change", Journal of Political Economy, 98(5, part 2):S71-S102, octubre.

Stoneman, P. (ed.) (1995), Handbook of the economics of innovation and technological change, Oxford: Blackwell.

Weitzman, M. L (1998), "Recombinant Growth," Quarterly Journal of Economics, 113, 331-360, mayo.


About the Author

Autor: Gregorio Giménez Esteban
Dirección: Facultad de Económicas de la Universidad de Zaragoza
Correo electrónico:
gregim@unizar.es

DOCUMENTOS DE TRABAJO EN ANÁLISIS ECONÓMICO (EAWP)
Derechos reservados 2002. El permiso para reproducir algún artículo está garantizado si Documentos de Trabajo en Análisis Económico lo acredita, las copias no son vendidas y es en acto de mayor difusión del documento.

Editor: Fernando González-Laxe. (Universidade da Coruña)
Director: Venancio Salcines. (Universidade da Coruña)
Subdirector: Andrés Blancas. Instituto de Investigaciones Económicas (UNAM)
Editor Asociado para America Latina: Luis Miguel Galindo. Facultad de Ecomomía (UNAM)


© 2022 Colexio da Coruña. Revistas Editadas en España, América Latina y el Caribe incluidas en EconLit
COLDATA | Inicio